UCEP celebra la expedición de la "Ley Naranja", para la promoción de las industrias culturales y de contenidos en Colombia

La denominada "Ley Naranja" es la primera ley de este tipo a nivel mundial que pone a Colombia en materia legal al nivel del Reino Unido y Corea del Sur, países que hasta la fecha han realizado las apuestas más ambiciosas en cuanto al desarrollo económico basado en contenidos culturales, artísticos y creativos.

 

Las siguientes asociaciones integrantes de la Coalición Colombiana de Industrias Culturales y de Contenidos: Asomedios, Somos, Proimágenes Colombia y la Unión Colombiana de Empresas Publicitarias - UCEP,  celebramos la expedición de la denominada “Ley Naranja”, iniciativa del senador Iván Duque.

 

La ley incorpora la totalidad de los conceptos de industrias culturales y de contenidos dispuestos por la Convención de la UNESCO y las definiciones consagradas por la Conferencia de Naciones Unidas para el Comercio y el Desarrollo (UNCTAD); conceptos  que en las economías locales habían sido tradicionalmente restringidos a las expresiones artísticas y culturales populares, lo que ha limitado el crecimiento de la industria de contenidos con su verdadero potencial como factor de desarrollo de un país y  ha restringido el establecimiento de políticas públicas a estas expresiones y a unos pocos sectores como el producto cinematográfico.

 

Conforme con la nueva “Ley Naranja”, las industrias creativas comprenderán de forma genérica – pero sin limitarse a -, los sectores editoriales, audiovisuales, fonográficos, de artes visuales, de artes escénicas y espectáculos, de turismo y patrimonio cultural material e inmaterial, de educación artística y cultural, de diseño, publicidad, software de contenidos, moda, agencias de noticias y servicios de información, y educación creativa. De esta manera, reconoce nuestra legislación que en las industrias en los que la propiedad intelectual es su primer valor, el Estado deberá intervenir para promover de manera integrada su desarrollo sostenible.

 

Las asociaciones firmantes, destacan que la nueva legislación desarrolla aspectos que serán esenciales para que Colombia ingrese en una etapa que permitirá posicionar los distintos sectores de las industrias creativas y de contenidos como el futuro productivo de nuestro país, al facultar la intervención interinstitucional de distintas entidades públicas en el apoyo a estas industrias; articular a la comunidad artística, cultural y creativa con el sector de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC), crear condiciones apropiadas para  la formación de las nuevas generaciones en estas disciplinas mediante la articulación de nuestras tradiciones y las nuevas tecnologías; y el fortalecimiento del régimen de propiedad intelectual que protege a los creadores de contenidos colombianos, entre otras. 

 

 

La nueva ley además establece la marca "Creado en Colombia" ; que señala la vocación del país como creador y no como un país maquila. 

 

En esta nueva Ley, los sectores que representamos encontramos la satisfacción de un punto de inicio para el cumplimiento del objetivo que hemos defendido desde la firma del Tratado de Libre Comercio con los Estados Unidos; como es la protección del talento Nacional a través de su reconocimiento como un factor de desarrollo del país a más de su naturaleza de expresión cultural.

La "Ley Naranja" reconoce que, en las industrias en los que la propiedad intelectual es su primer valor, el Estado deberá intervenir para promover de manera integrada su desarrollo sostenible.